El Ibex 35 padeció una tormenta perfecta. Por un lado, una avalancha de resultados que ha tenido como protagonistas a empresas como BBVA, Telefónica y Siemens Gamesa. Por otro, los malas cifras de PIB de dos de las grandes economías del mundo, Alemania y Estados Unidos. Y para rematar, el factor Trump, que ha vuelto a sacudir el mundo con un tuit en el que sugiere retrasar las elecciones presidenciales previstas para el próximo 3 de noviembre. Con este panorama, el selectivo español ha cerrado la jornada con una caída del 2,91%, hasta los 6.996,6 puntos, por debajo de la cota de los 7.000 al cierre por primera vez desde el 25 de mayo.

En una jornada cuya agenda incluía la publicación de los resultados de casi un tercio de los integrantes del Ibex, con la presentación de una decena de cuentas entre las desveladas antes de la apertura y las anunciadas después del cierre, el gran protagonista de la sesión ha sido BBVA. La sorpresa por el millonario saneamiento de Santander elevó las presiones bajistas sobre BBVA de cara a los resultados previstos.

Finalmente sus cuentas han deparado pérdidas de 1.157 millones en el semestre, tras añadir dotaciones de 645 millones por la crisis. Los analistas destacan la debilidad de las cifras registradas en México y la evolución de sus provisiones en América, y lejos de remontar en Bolsa, la cotización de BBVA ha sido la más castigada hoy, con un recorte del 8,07%, hasta los 2,698 euros. El castigo se ha extendido al resto del sector bancario. Santander ha perdido un 5,74, y Sabadell y Caixabank, que presentan sus resultados mañana, han cedido un 7,29% y un 4,24%, respectivamente, mientras que Bankia ha recortado un 4,07% y Bankinter, un 2,39%.

Sin abandonar el sector, pero fuera del Ibex, las cuentas ponen freno a las últimas subidas de Liberbank a raíz de la entrada de Bank of America en su capital. La entidad ha anunciado hoy un beneficio de 41 millones en el semestre y ha perdido un 2,13% en la jornada. Junto a los de BBVA, otros resultados clave para la evolución del Ibex son los de Telefónica. La compañía de telecomunicaciones redujo un 53% su beneficio en el primer semestre, hasta los 831 millones, debido a los efectos de la pandemia. Pese a todo, mantiene su perspectiva de dividendo y de negocio, y lanza un ambicioso plan de desarrollo de redes de última generación. Además, ha acompañado la presentación de sus cuentas con el anuncio de la venta de su filial de Costa Rica por 425 millones de euros. Telefónica ha perdido un 3,01% hoy.

Un retroceso similar (-3,09%) ha experimentado Indra, que ayer presentó resultados al cierre. En cuanto a Grifols, se ha dejado un 4,32% después de una primera acogida menos desfavorable de sus resultados, lastrados por un impacto del coronavirus de 185 millones. ArcelorMittal ha sufrido un castigo del 4,45% tras reducir a más de la mitad su ebitda y a pesar de mejorar las previsiones del mercado y lograr reducir deuda. La otra acerera del Ibex, Acerinox, ha recortado un 3,52% tras ser ayer el mejor valor del índice.

Pocas noticias en el terreno positivo, donde ha sobresalido Siemens Gamesa, que ha cerrado la sesión con un repunte del 7,42% a pesar de confirmar unas pérdidas históricas en el semestre, compensadas con el anuncio de más ajustes y reestructuraciones.

Sólo cuatro valores más han escapado hoy de los números rojos: Meliá, que ha ganado un 1,87% y ha presentado sus cuentas una vez cerrada la sesión; Merlin (+0,73%), tras presentar resultados ayer al cierre; Viscofan (+0,61%) y MásMóvil (+0,18%). El mejor valor de la Bolsa española llegó desde el Mercado Continuo. PharmaMar ha recuperado parte de las fuertes pérdidas sufridas ayer. La farmacéutica ha cerrado la jornada con un avance del 8,58%, hasta los 97,400 euros, tras disparar su beneficio hasta los 113,8 millones de euros.