Hoy día, los inversores están prestando una minuciosa atención a las prácticas de las empresas en las practicas de los ámbitos social, medioambiental y de gobernanza. Pero los lideres de los negocios están descubriendo que no se trata solo de publicar datos de inversión socialmente responsable para invitar a las partes interesadas como accionistas, bancos a un evento focalizado en la sostenibilidad. Este tipo de esfuerzos no suelen conseguir beneficios en las bolsas.

El titular “Esfuerzos de impacto social para crear valor” sugiere un mejor acercamiento. Uno que pueda merecer la pena de verdad. El primer paso es que los gerentes identifiquen los aspectos sujetos a la Inversión Socialmente Responsable (ISR) que puedan afectar financieramente a la sociedad y diseñar un programa de RSC que se diferencie de los competidores. Luego, deberían crear mecanismos de contabilidad para implementar ese programa, hacer difusión del sentido que tiene hacer esto a todas las personas de la empresa, hacer cambios operativos para asegurar el éxito de la estrategia y comprometerse a ser transparente y a construir relaciones con los inversores. El paquete incluye dos características complementarias.

En el artículo “The Board’s Role in Sustainability” (El rol del consejo de administración en la sostenibilidad), los autores Robert G.Eccles, Mary Johnstone-Lous, Colin Mayer y Judith C. Stoehle presentan un marco de referencia de cinco partes para ayudar a los miembros del consejo de administración definir y presentar un Objeto social, un propósito, que genere un valor a largo plazo para la compañía y la sociedad. También en el artículo “The Challenge of rating ESG Performance” (El desafió de valorar el rendimiento de la Inversión socialmente Responsable), Simon MacMahon discute porque la investigación en Inversión socialmente responsable es importante y como su empresa, Sustainalyitics, prepara unas calificaciones para empresas.

En este enlace podéis ver, si os registráis, el artículo entero en inglés